09 septiembre, 2011

¿Qué estás mirando? #1: Glee



Esta es otra nueva sección de Bailando entre libros que hablará sobre las series que más me gusten que, ahora que me doy cuenta, son muchas xD
Y es que ayer terminé de ver la segunda temporada de Glee, esa serie musical que me hace soñar y soñar. Así que hoy quiero hablar de ella en plan general sobre la 1ª y 2ª temporada ; )



Opinión personal:
Hace tiempo que pudimos ver por primera vez a los chicos del Mckinley y desde ese primer momento se hacen querer con sus locuras y su talento. Y es que realmente lo tienen, y lo demuestran desde la primera nota que sale por su boca. Lo que pilló totalmente mi atención al principio fue el hecho de que eran chicos y chicas ''incomprendidos'', los típicos ''frikis'' que se sienten, y les hacen sentir, como un cero a la izquierda. Pero esconden mucho dentro de sí mismos y cada uno de ellos lleva el aislamiento de una manera distinta. Unos con la cabeza alta, otros escondiéndose por las esquinas. Y otros, van de incógnito, disfrazados de animadoras o capitanes del equipo de futbol.
Algunos están en el Glee Club, que en un principio no tiene ningún futuro, nunca lo ha tenido, y nunca lo tendrá.
Y de repente, aparece un profesor increíble, con ganas de cambiar las cosas. De esos que te cambian la vida.

Will Schuester, a parte de guapo (lo siento, tenía que decirlo ^^) me parece una buena persona donde las haya. Siempre intenta motivar a los chicos de la manera que sea. Siempre lucha para que ellos luchen. Primero contra sí mismos, para que luego puedan enfrentarse a los demás. A esos que les hacen la vida un poco más dificil, que no imposible. Es uno de mis personajes preferidos, lo tengo clarísimo. El Glee Club también le ha ayudado a él. Deja atrás a un matrimonio muy poco feliz y encuentra una manera de estar un poco más cerca de su sueño frustrado, el de ganarse la vida cantando bajo los focos de algún escenario de Broadway, a la vez que se da cuenta de que, en realidad, sólo por no llegar a cumplir este sueño, no ha fracasado en ningún momento.

Rachel Berry es otro de mis personajes favoritos. Aunque en algunos momentos es un poco pesada, la mayoría del tiempo es una chica con una fuerza y una seguridad en sí misma impresionantes, que la convierten en una chica rara con la que la gente no quiere tener nada que ver. Excepto unos pocos, que la conocen más a fondo y pueden ver que, aunque le pierda el ansia de fama que sabe que en un futuro conseguirá debido a que es una chica con muchísimo talento (me encanta su voz ^^) y trabajadora, en el fondo es una buena persona.

Y para terminar con mis personajes favoritos tenemos a Kurt. Un adolescente que lucha contra los prejuicios más de lo que lo hacen sus compañeros del Glee Club, que ya es decir, debido a que es gay e intenta ocultarselo a su padre. Es huérfano de madre, y no quiere decepcionarle. Pero cuando entra en el Glee Club su evolución como persona es irremediable. Así que se podría decir que el Glee Club le da el empujoncito necesario para salir del armario. Incluso llega a tener novio, y ¡pedazo de novio! (que qué pena que haga de gay xD).


El resto de los personajes también me gustan, y si al principio no lo hacían, gracias a la evolución que experimentan todos y cada uno de ellos, terminan encantandome. Finn, un poco tonto aunque muy sensible y buena persona (que tiene que estar con Rachel ¡Por Dios!). Mercedes, con esa pedazo de voz, que no se averguenza demasiado de su peso. Queen, que parece tan mala, pero luego también tiene su corazoncito. Arty, que no puede bailar, pero ¡cómo canta!Tina, tímida hasta más no poder. Puck, muy malote y todo lo que tu quieras pero cuando quiere es todo un sentimental. Todo en esta serie parece un tópico, y, vale, hay algunas cosas que sí lo son, pero muchas otras resultan ser luego muy especiales.

Las canciones que cantan son preciosas y parecen que están hechas para ese momento exacto del capitulo. Tengo que decir que yo me he descargado casi toda la música de esta serie ^^.
Tratan temas que a todos nos han comido la cabeza alguna vez. Los complejos, los rumores, problemas con la familia...

AUNQUE mientras que unos temas se tratan con mucha seriedad (el embarazo adolescente, la homosexualidad) otros se toman totalmente a la ligera (obesidad, bisexualidad, racismo).
Po otra parte hay poca continuidad entre unos capitulos y otros. y es que, mientras que en uno tratan un tema de una forma seria y dramática, al cabo de dos o tres capitulos está todo olvidado. Parece que no tiene consecuencias. Todo se trata en plan optimista.
Por eso, si te gustan los musicales y quieres entretenerte y ponerte de buen humor, no te la pierdas.
Si, por el contrario, no te gustan los institutos americanos con chavales cantando por todos lados,(que conste que NO es como High School Musical eh) pasa.
Aunque ya lo digo, para ponerse de buen humor, funciona, a pesar de que a medida que va avanzando la trama se va volviendo más seria. Pero siempre habrá momentos de locura =P

En mi opinión:

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

No pongas SPAM y a lo mejor visito tu blog. Ponlo y no lo visitaré nunca.